¿Por qué?

En España, el antifascismo se dibuja en las mentes de los que no quieren ir más allá como una ideología extrema. Se asocia directamente al movimiento skin, a las reyertas callejeras, al gamberrismo en las manifestaciones y, como no, a los ultras del Rayo Vallecano. El antifascismo es mucho más que eso.

El antifascismo es lo que sentimos los que no entendemos, ni toleramos, que ningún grupo sea discriminado por cuestiones étnicas, religiosas o políticas. El antifascismo es lo que llevamos en el corazón los que creemos que el racismo es el peor de los males de la Humanidad. Y que se cura leyendo y viajando.

En otros países, la lucha no armada contra el racismo y el fascismo está mucho mejor valorada que en este país, porque en muchas de nuestras mentes todavía quedan restos de la educación franquista y posfranquista. Ya es hora de que los antifascistas de este país alcemos la voz y no sintamos vergüenza de decir que estamos radicalmente en contra del racismo y la xenofobia. Ser antifascista no es vestir de una manera determinada, o escuchar una música concreta. Ser antifascista va más allá. Ser antifascista es pensar con sentido. Tener conciencia. Ser persona.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s